Invitamos a los buscadores de la verdad a contactar con nosotros.

Testigos por Cristo de los últimos días

Colores lisos

Temas

Fuente

Tamaño de fuente

Interlineado

Ancho de página

0 Resultado(s) de búsqueda

No se encuentra los resultados.

`

¿Qué es el pueblo de Dios? ¿Qué son los hacedores de servicio?

Palabras relevantes de Dios:

Siendo eso así, habrá un nuevo enfoque: los que leen Mi palabra y la aceptan como su mismísima vida son el pueblo de Mi reino. Como están en Mi reino, son Mi pueblo en el reino. Como aceptaron la guía de Mis palabras, aunque se hace referencia a ellos como Mi pueblo, no están en absoluto por debajo de Mis “hijos”. Como pueblo Mío, todos deben ser fieles en Mi reino y cumplir sus obligaciones, y quienes ofenden Mis decretos administrativos deben recibir Mi castigo. Ésta es Mi advertencia a todos.

de ‘La primera declaración’ de las declaraciones de Dios al universo entero en “La Palabra manifestada en carne”

Sólo las personas silenciosas delante de Dios prestan atención a la vida, a hablar en comunión en espíritu, tienen sed de las palabras de Dios y persiguen la verdad. Todas aquellas que no prestan atención a permanecer calladas delante de Dios, y que no lo practican, son personas vanas completamente codiciadas al mundo, sin vida; aunque afirmen creer en Dios, sólo lo hacen de labios para afuera. Aquellos a los que Dios perfecciona y completa en última instancia son personas que pueden estar calladas delante de Dios. Por tanto, las personas que guardan silencio delante de Dios son personas agraciadas con grandes bendiciones. Las personas que durante el día dedican poco tiempo a comer y beber las palabras de Dios, que están completamente preocupadas por los asuntos externos, y que no prestan atención a entrar en la vida, son todas unas hipócritas sin perspectiva de desarrollo en el futuro. Sólo las que pueden estar calladas delante de Dios, y tienen una comunión genuina con Él, son Su pueblo.

de ‘Acerca de acallar el corazón de uno delante de Dios’ en “La Palabra manifestada en carne”

¿A qué se refiere “persona escogida por Dios”? Después de que Él creara todas las cosas y existiera la humanidad, Él seleccionó a un grupo de personas que lo siguieron, y simplemente las llamó “el pueblo escogido por Dios”. […] Su selección por Dios significa que tienen un gran significado. Es decir, Dios desea hacer completas a estas personas, y perfectas, y después de que haya terminado Su obra de gestión, Él ganará a estas personas. ¿No es grande este significado? Así pues, estas personas escogidas son de gran importancia para Dios, porque son las que Dios pretende ganar. En cuanto a los hacedores de servicio, partamos desde la predestinación de Dios, y hablemos primero de sus orígenes. El significado literal de “los hacedores de servicio” es alguien que sirve. Los que sirven son transitorios; no lo hacen a largo plazo ni eternamente, sino que son contratados o reclutados de forma temporal.

[…]

¿Y cuál es el papel de estos que prestan servicio? Servir a las personas escogidas por Dios. Principalmente, su papel es servir a la obra de Dios, cooperar con esta y con la terminación de aquellas por Su parte. […] La identidad de quien presta servicio es servir, pero para Dios, están entre todas las cosas que Él creó, sólo que su papel es prestar servicio. Por tanto, ¿qué dices tú? Como una de las criaturas de Dios, ¿existe diferencia entre quien presta servicio y las personas escogidas por Dios? En efecto, no la hay. Hablando nominalmente, hay una diferencia, en esencia también, en términos del papel que desempeñan también, pero Dios no discrimina a estas personas. ¿Por qué se las define entonces como quienes prestan servicio? Deberíais entender esto. Los hacedores de servicio provienen de los incrédulos. La mención de estos nos dice que su pasado es malo: son todos ateos, en su pasado lo fueron, no creían en Dios y eran hostiles hacia Él, la verdad y las cosas positivas. No creían en Dios y no creían que hubiera un Dios, ¿pueden entender por tanto las palabras de Dios? Es justo decir que, en gran medida, no pueden hacerlo. Del mismo modo que los animales son incapaces de entender las palabras humanas, los que prestan servicio no entienden lo que Dios está diciendo, lo que Él requiere, por qué pone semejantes exigencias; estas cosas son incomprensibles para ellos, que permanecen en la ignorancia. Y, por esta razón, estas personas no poseen la vida de la que hemos hablado. Sin vida, ¿pueden entender las personas la verdad? ¿Están equipadas con la verdad? ¿Están equipadas con la experiencia y el conocimiento de las palabras de Dios? Sin duda no. Tales son los orígenes de los hacedores de servicio. Pero como Dios hace que estas personas presten servicio, sigue habiendo estándares para Sus exigencias hacia ellas; Él no las mira con desdén ni es indiferente con ellas. Aunque no entiendan Sus palabras y no tengan vida, Dios sigue siendo bueno con ellas, y sigue habiendo estándares de Sus exigencias para ellas. Acabáis de hablar de los mismos: ser leal a Dios, y hacer lo que Él dice. En tu servicio debes servir donde seas necesario, y debes hacerlo hasta el final. Si puedes servir hasta el final, si puedes prestar servicio con lealtad y eres capaz de hacerlo hasta el final, de completar perfectamente la comisión que Dios te ha dado, vivirás una vida de valor, y podrás permanecer. Si pones un poco más de esfuerzo, si lo intentas con más fuerza, eres capaz de doblar tus esfuerzos para conocer a Dios, puedes hablar un poco del conocimiento de Él, puedes dar testimonio de Él y si, además, puedes entender algo de Su voluntad, puedes cooperar en Su obra y ser de alguna forma consciente de Su voluntad, tú, el que presta servicio, tendrás un cambio de fortuna. ¿Y cuál será este cambio de fortuna? Dejarás de ser capaz de permanecer sencillamente. Basándose en tu conducta y en tus aspiraciones y tus búsquedas personales, Dios te convertirá en uno de los escogidos. Este será tu cambio de fortuna. Para los que prestan servicio, ¿qué es lo mejor de esto? Es que puedan llegar a ser una de las personas escogidas por Dios. […] ¿Es eso bueno? Lo es, y son buenas noticias. Es decir, los hacedores de servicio pueden moldearse. No es el caso de que, para quien presta servicio, cuando Dios te destina a servir, lo harás eternamente; eso no es necesariamente así. Basándose en tu conducta individual, Dios te tratará y te contestará de forma diferente.

de ‘Dios mismo, el único X’ en “La Palabra manifestada en carne (Continuación)”

Anterior: ¿En qué basa Dios Su conclusión del fin de una persona?

Siguiente: ¿Cuáles son las promesas de Dios para aquellos que han sido salvados y perfeccionados?

También podría gustarte