Canción cristiana | Dios decide el final de la gente según su esencia

Canción cristiana | Dios decide el final de la gente según su esencia

112 |7 Jul 2020

I

Si uno puede sobrevivir al final,

es porque cumplió con lo que requiere Dios.

Pero si uno no puede vivir en el reposo final,

es porque desobedece y no complace a Dios.

Ni los malos actos de un hijo ni su honradez

se pueden transferir a sus padres.

Y la maldad de los padres o su virtud

no se pueden compartir con sus hijos.

El destino que cada persona se merece lo determina su esencia.

El destino de uno no está relacionado de ninguna forma con el de otros.

II

Cada pecado o bendición propios,

nadie puede sustituirlos por otros.

Si uno es hacedor de justicia, es justo.

Y si uno es malvado, lo que hace es el mal.

Los que hacen la justicia van a sobrevivir,

y la destrucción espera a los malhechores.

Si uno es santo, es inmaculado.

Si uno está sucio, no tiene una sola parte santa.

El destino que cada persona se merece lo determina su esencia.

El destino de uno no está relacionado de ninguna forma con el de otros.

III

La gente malvada será destruida,

y la justa sobrevivirá,

incluso si el hijo de quien hace el mal es justo,

o si los padres de alguien justo son malvados.

No hay ningún tipo de relación

si un esposo cree y su esposa no,

o si un hijo cree y sus padres no.

Son dos tipos que no van juntos.

El destino que cada persona se merece lo determina su esencia.

El destino de uno no está relacionado de ninguna forma con el de otros.

IV

Por eso, antes de que uno entre en el reposo,

tiene a sus familiares a su alrededor.

Pero una vez que entra en el reposo,

no tiene a tales familiares a su lado.

Si uno hace su deber, es enemigo del que no lo hace.

Los que aman a Dios son enemigos de los que lo odian.

Y los que entran en el reposo

son incompatibles con los que son destruidos.

El destino que cada persona se merece lo determina su esencia.

El destino de uno no está relacionado de ninguna forma con el de otros.

De “Seguir al Cordero y cantar nuevos cánticos”

Mostrar más
Los desastres son frecuentes. ¿Quieres saber cómo recibir al Señor antes de los grandes? Contáctanos ahora y exploremos juntos para encontrar el camino.
Contáctanos
Contacta con nosotros por WhatsApp

Compartir

Cancelar